Gimnasia en el embarazo

10 de julio de 2013

Hacer gimnasia en el embarazo, te mantendrá activa y  te hará sentir mejor anímicamente. Respondemos todas tus dudas para que puedas empezar lo antes posible y disfrutar el período de gestación. 

El principal objetivo de la gimnasia durante la gestación es acompañar los múltiples cambios que experimenta el cuerpo de la mujer en los distintos trimestres, a través de ejercicios específicos, para trabajar, por ejemplo, la zona del periné, que tendrá un rol protagónico en el momento del parto. 
Contrariamente a lo que creían muchas de nuestras abuelas, el embarazo no es una enfermedad sino que es un estado por el que pasa la mujer y puede vivirlo plenamente, incluso haciendo actividad física.
Poner el cuerpo en movimiento te hará sentir más liviana, aliviará dolores, mejorará tu humor, te mantendrá en peso y te preparará para tener un buen parto.

Múltiples beneficios 

Te contamos todas las ventajas de mantenerte activa durante el embarazo: 

Previene el aumento exagerado de peso.
Ayuda a prevenir y reducir la aparición de várices; alivia los dolores de columna y espalda, típicos de este período por las malas posturas que adopta la mamá; previene la hipertensión y la constipación.
Facilita tener un mejor parto, ya que se trabaja la musculatura del suelo pélvico y el periné, zonas fundamentales en el momento de dar a luz. 
Reduce el estrés y mejora el humor.
Ayuda a dormir mejor.
Levanta la autoestima. Al verse bien y activa, la mamá se siente más segura y más linda.
Prepara para el amamantamiento: trabajar los músculos de los brazos, bíceps, tríceps y deltoides es muy importante ya que participan activamente en el momento de sostener y amamantar al bebé.
Oxigena el cuerpo, favorece el movimiento circulatorio general.
Al sentirte bien, le transmitirás esa sensación a tu bebé, que también se beneficiará con el estímulo de adrenalina que vos generás al estar en movimiento.

Dudas frecuentes 

Respondemos algunas de las consultas más frecuentes a la hora de ponerte en movimiento:

- ¿Cuándo puedo empezar?

Es el obstetra quien te tiene que autorizar. Puede ser que si venías haciendo actividad física la continúes o que te recomiende esperar.
Antes de empezar cualquier actividad, le tenés que pedir un certificado médico a tu obstetra. Esto es muy importante para cuidarte a vos y a tu bebé.

- ¿Hasta cuándo puedo realizar actividad física?

Podés continuarla hasta el mismo día del parto, ya que ningún ejercicio es perjudicial ni para vos ni para tu bebé. 
Si hacés actividades acuáticas, debés discontinuarlas cuando se cae el tapón mucoso.

- ¿Cuántas veces por semana es recomendable hacer gimnasia estando embarazada? 

Lo ideal es entre dos o tres veces por semana. Lo más importante es que tengas constancia y si te sentís bien, la continúes hasta finalizar el embarazo. 

Lic. Mariela Villar. 
Directora EMBARAZO ACTIVO®