Conociendo un poco más del programa Spinning®

Categoría: Fitness

El Spinning® o el Indoor Cycling (ciclismo de interior) son actividades que ya hace un tiempo se instauraron en el mercado del Fitness. Sin embargo, poca gente conoce la historia del programa Spinning® y su filosofía. En estas líneas pretendemos contarte un poco más acerca de esta actividad, para que puedas sacarte prejuicios y tal vez disfrutar de algunas sesiones para experimentarlo por vos mismo.
Un poco de historia
"Descripción:Jonathan Goldberg, más conocido como Johnny G. crea el programa Spinning® en 1987, época en la cual se dedicaba al ciclismo de manera profesional. Para poder lograr sus objetivos de entrenamiento debía desplazarse grandes distancias en busca de terrenos convenientes. Por esta razón tuvo la idea de inventar estas bicicletas en las cuales, mediante diferentes ajustes de resistencias se pudiera simular estos terrenos, sin salir del garage de su casa.

Sin embargo, en esta primera bicicleta a piñón fijo, la resistencia la ofrecía un perno que hacía un ruido demasiado molesto y es por esto que decide incorporar música a su entrenamiento, de manera de poder taparlo. Y así nace finalmente la idea de pedalear en un sitio cerrado, simulando diferentes rutas y terrenos, con buena música de fondo.
Spinning® es así el primer programa de ciclismo de interior registrado. En 1992 el mismo Johny G. inventó las bicicletas Spinner®, con las que hoy en día se practica la actividad en la mayoría de los gimnasios alrededor del mundo.

La sesión de Spinning, el alumno y el Instructor
Como verán, hablo de “sesión” y no de “clase”, y de “Instructor” en lugar de “Profesor” dado que son los términos correctos utilizados por el programa. De todas formas, en la mayoría de los gimnasios, popularmente, se los denomina clase y profesores.

La sesión de Spinning:
"Descripción:Una sesión de Spinning® dura 45 minutos. Los primeros 5 son básicamente para entrar en clima, es decir, saludarse, acomodar las bicicletas, el instructor puede colaborar con los alumnos en los ajustes de sus asientos y manillares, etc. Luego viene la entrada en calor, los diferentes trabajos que decida plantear el instructor y la vuelta a la calma, completando los 40 minutos restantes. Finalmente quedará un tiempo más para estirar los músculos, lo cual es fundamental en Spinning® como en cualquier otro tipo de gimnasia o deporte.
Independientemente de esto, en muchos gimnasios se dictan sesiones especiales de mayor duración: 60 minutos, 90 minutos, 120 minutos, etc. Sin embargo, en estas sesiones más largas es necesario hacer más pausas y trabajos de fondo para poder resistir, aún cuando estemos muy bien entrenados.

El alumno:
Sin duda el protagonista principal de la sesión es el alumno. Por eso tiene ciertas reglas y algunos consejos que si los cumple, va a lograr finalizar la sesión con éxito:
  • Avisar al instructor si es una de sus primeras sesiones de práctica (especialmente la primera)
  • Avisar al instructor si sufre alguna dolencia o ha tenido algún inconveniente que pueda llegar a interferir con su trabajo del día
  • No llevar el teléfono celular o cualquier elemento que pueda distraerlo. En caso de que esté esperando algún llamado o mensaje importante, también es buena idea avisarle al instructor, para que pueda entenderlo
  • Llevar por lo menos una botella con, al menos medio litro de agua o cualquier otra bebida hidratante, para una sesión de entre 40 y 60 minutos.
  • Alimentarse bien antes y después de entrenar, evitar ir en ayunas
  • Escuchar lo que pide el instructor, siempre escuchando primero a su propio cuerpo. Si hay algún ejercicio que no se siente capaz de realizar en ese momento, lo puede dejar pasar y seguir pedaleando en forma moderada
  • Nunca dejar de pedalear de golpe, sino ir haciéndolo en forma gradual
  • No hablar una vez iniciada la sesión, esto perjudica al grupo porque lo lleva a desconcentrarse y se pierde efectividad
  • No intentar hacer esfuerzo de más por competir con otro alumno

El instructor:
Siempre debe estar atento a las necesidades del alumno, por lo cual no es obligatorio que se suba toda la sesión entera a pedalear, ya que muchas veces los ajustes y observaciones conviene realizarlos desde abajo, al lado de cada alumno. También tiene varias responsabilidades:
  • Preparar la clase, no improvisar
  • Que se entienda el trabajo
  • Evitar que sus alumnos se lesionen
  • No ser agresivo ni gritarle a los alumnos
  • Motivar al alumno a seguir adelante con frases alentadoras y positivas

Derribando prejuicios
Como instructora y fiel seguidora del programa Spinning® suelo escuchar que la mayoría de las personas no se creen capaces de soportar una sesión completa, aludiendo a que no están en estado físico. Sin embargo, la etapa inicial de cualquier entrenamiento es justamente ponernos en estado.
Si bien hay clases de mucha intensidad, siguiendo los consejos que dimos en esta nota, y eligiendo horarios con instructores capaces de cumplir con su rol, de a poco vas a poder ir adquiriendo mayor resistencia y lograr seguir la sesión tal cual está planificada. Lo importante es dar el primer paso, o la primer pedaleada.

“Esto no es para construir más músculo ni perder peso….en un sentido más profundo; esto es para crecer como humano”, Johnny G.
Importante
La información facilitada por este medio no puede, en modo alguno, sustituir a un servicio de atención médica directa, así como tampoco debe utilizarse con el fin de establecer un diagnóstico, o elegir un tratamiento en casos particulares.
En este servicio no se hará ninguna recomendación, explícita o implícita, sobre fármacos, técnicas, productos, etc... que se citarán únicamente con finalidad informativa.
La utilización de este servicio se lleva a cabo bajo la exclusiva responsabilidad de los usuarios.